18 de noviembre de 2013

Lo que aprendí en #EBE13

Ponencia de @policia en #EBE13
Este fin de semana he tenido la suerte de asistir a la edición 2013 de EBE, la gran cita de la web social en habla hispana, que reúne en Sevilla a profesionales de diversos perfiles con el objetivo de compartir experiencias y debatir sobre el futuro de Internet, los medios sociales y el emprendimiento.

Por eso hoy, quería compartir algunas de las cosas que he aprendido este intenso fin de semana:

- Mi compañero @gemromero, confirmó que en el entorno de saturación en el que vivimos, las buenas historias son las que triunfan, refiriendose al branded content

- La gente de @policia demostró que ser autentico, honesto y natural, es uno de los secretos del éxito en medios sociales.

- De @claraavilac aprendí que nuestra obsesión por los medios sociales nos hace olvidar que herramientas como el email marketing siguen siendo muy útiles, siempre que se usen en función de nuestros objetivos y estrategia. Aquí tenéis su post sobre la ponencia.

- El @elpady compartió cómo lograr inversión en NYC para proyectos españoles innovadores, como su plataforma Moodyo. Ya se han ganado un nuevo fan, :P

- Aprendí que no todo el mundo puede subirse al escenario del EBE, ya que el nivel de los profesionales que allí se reunen es cada vez mayor y, por tanto, el fracaso del ponente puede ser estrepitoso.

- ¡Disfruté de lo bien que se come en Sevilla!, os recomiendo: Nikkei, El Paladar y Casa Paco.

- Por último, descubrí que en Sevilla hay muy buena gente que te acoge con los brazos abiertos y te enseña lo mejor de su ciudad. Muchas gracias por todo @a_bulafia, @acantalicio, @ssaramoreno, @lpostigo, @rllacer, @hervella y @mqhabla.

30 de septiembre de 2013

Las cosas están fatal

Círculos de Preocupación
e Influencia
Las cosas están fatal. Cada vez es más difícil “hacerse un sitio” o crecer profesionalmente. En tu oficina la situación es complicada, o peor aún, ni siquiera tienes trabajo. De hecho, si eres de los que tiene empleo, seguro que últimamente has oído eso de que debes estar agradecido. Todo pinta mal, está claro, y eso es algo que ni me atrevo a poner en duda. Pera estas ideas suponen concentrarse en una única visión de la realidad.

Todo lo anterior, las circunstancias que nos rodean, los jefes, lo compañeros, la experiencia, la formación, etc., forman parte de lo que Stephen Covey denominó el círculo de preocupación. En la que es considerada una de las grandes obras de la gestión personal, Los 7 hábitos de las personas altamente efectivas, Covey nos aportó una reveladora visión de la proactividad enfrentando los conceptos de círculo de preocupación y círculo de influencia.

Frente al de preocupación, el círculo de influencia es el aquel que nos da la perspectiva más interior, el que nos plantea preguntas como: ¿qué puedo hacer para mejorar?, ¿qué está en mi mano para cambiar mis circunstancias?, ¿cómo puedo alcanzar mis metas? Como consecuencia, supone centrarnos en trabajar en los elementos que dependen directamente de nosotros mismos.

Las personas nos movemos entre ambos círculos. Unas, que se lamentan de su situación y de su mala suerte, que viven en el círculo de preocupación. Otras, que se centran en lo que ellas pueden hacer para que las cosas les sean favorables, “escribiendo” así su propia historia y expandiendo su círculo de influencia. Y tú, ¿en qué círculo quieres estar?

16 de septiembre de 2013

¿Qué es eso del Social CRM?

Social CRM en COMTUR 2013
celebrado en Zaragoza
Este viernes, tengo la suerte de participar como ponente en el Congreso por la Competitividad del Turismo que se celebra en Zaragoza, donde hablaremos del Social CRM como una “oportunidad de negocio para las empresas del sector turístico”. Para los que os preguntéis, ¿qué es eso del Social CRM?, dedico el post de hoy a contaros un poquito más sobre el tema.

El primer paso es saber que el CRM -Customer Relationship Management- es la gestión de relación con los clientes. Es decir, es un enfoque orientado al contacto y el mantenimiento de la relación de la empresa con cada uno de sus clientes. Este proceso se realiza con actividades como la gestión de la base de datos, envíos y comunicaciones, atención al cliente, etc. 

Pero imaginaros que a esta gestión y relación, le sumáramos parte de la información sobre vosotros que vais volcando día a día en los medios sociales: de qué os gusta hablar -Twitter-, dónde os gusta ir -Foursquare-, que os "inspira” -Pinterest- o detalles de ti como tu cumpleaños, procedencia, gustos y mucho más que “contáis” en Facebook. Pues bien, es en la combinación de ambas perspectivas cuando empezamos a hablar de Social CRM.

Lo sé, puede que de primeras dé un poco de miedo, que os de una sensación de "Gran Hermano". No obstante, se trata de algo que, como tantas otras cosas en la vida, depende del uso que se haga de ello.

Toda esta información usada de forma adecuada y, por supuesto, legal, supone que en un futuro las empresas podrán darnos una atención realmente personalizada. Entre otras cosas al conocernos mejor, podrán hacernos llegar ofertas a nuestra medida -y no tanto spam-, enviarnos solo la información que nos interesa, cuidarán mejor nuestros niveles de satisfacción y así, las empresas que mejor lo hagan, nos podrán llegar a fidelizar.

No obstante, el Social CRM todavía está dando sus primeros pasos. Antes las empresas deben solucionar múltiples retos, como hacer gestión de calidad de su relación con los clientes -algo en lo que todavía queda mucho trabajo por hacer- y solventar el manejo de la cantidad ingente de datos de la que estamos hablando -algo que tiene que ver con el conocido como big data-.